Playa Franka: el hito del nudismo argentino que hizo más fácil todo

17.09.2020

Corre el año 1994. Moria Casán hace por cuarto año consecutivo temporada en Mar del Plata con el éxito de Brujas, pero fiel a su estilo, decide salir de la zona de confort. En sociedad con su pareja, Luis Vadalá, se dispone a traer una costumbre afianzada en Europa: tomar sol en topless.

"La idea surge porque hago nudismo y acá no tenía ningún lugar para hacer nudismo o en todo caso tomar sol en topless. Pensé '¿por qué no puedo tener un lugar acá?'. Me propusieron una playa y yo al principio propuse un deck, una terraza especial para la gente del medio, que fuera como un VIP, para tomar sol desnudas o en topless para no tener marcas en la piel", contó la conductora.

Ubicada en Playa Dorada, una localidad del partido de Mar Chiquita, el balneario administrado por la diva y su entonces marido Luis Vadalá fue inaugurado oficialmente el 10 de enero de 1994 y quedaba a unos veinte minutos del centro de Mar del Plata.

Años más tarde, Moria rememoró el día de la inauguración: "Fue todo un escándalo. Después de tantos años, ¡chicas en topless! Hizo un desfile Vidal Rivas, echó flores en el agua con modelos en transparencias. Fue un antes y un después en Mar del Plata, me felicitó toda la comuna porque era la mujer que más prensa le había dado a la ciudad. Es un lugar que me dio todo, Brujas, las mejores revistas y siempre lo mejor, lo amo y me parece único en el mundo, que tenga 200 espectáculos una ciudad de 90 días es lo más".

En el 2004 el Municipio abrió una licitación para la nueva concesión del espacio. Aunque Franka ya es cosa del pasado, marcó una época y un precedente y abrió las puertas para que en el verano del 2001 Mar del Plata inaugurara su primer espacio nudista, Playa Escondida.

Sin embargo, ésta no es la única playa nudista de la Argentina, sino la única concebida como un balneario que ofrece servicios. La otra está en Villa Gesell, cerca del faro Querandí, a unos 30 kilómetros del centro de la localidad balnearia.

Respecto a si Moria volvería a hacer otra Playa Franka, la diva afirmó: "no me gusta repetir las cosas que hice, es como los hijos. No quieren venir al mundo pero vos los mandás. Playa Franka creció y dio el golpe, lo tomo como una obra teatral, lo hago y lo tiro al mundo. Sería repetir un éxito, no me gusta repetir, me gusta crear".